El Parque del Oeste, sobre ruedas


Madrid, tras el intento de acercar desde el Manzanares el paisaje veraniego por excelencia, vuelve a rebatir al grupo ochentero The Refrescos. Aquellos que recordaban por los locales de la capital que no tenían playa, «vaya, vaya».

Cada fin de semana en el paseo de Camoens, dentro del Parque del Oeste, los madrileños pueden surfear sobre asfalto. Así definen los que practican longboard (riders) lo que sienten cuando se suben a la tabla.

El paseo de Camoens durante un sábado. Por B. Valverde

El longboard es un monopatín de los que se llevan viendo por las calles desde 1963, año en el que un norteamericano lo lanzó al mercado como sustituto en tierra de la tabla de surf.

 «Es un autentico placer , son diferentes sensaciones las que puedes sentir y transmitir con los riders del lugar», afirma Marcos Pérez, que lleva practicando este deporte desde 2010. «Es un lugar sin tráfico y muy bien adaptado para las diferentes disciplinas , y lo que verdaderamente importa son las personas que allí se juntan».

 El Paseo se encuentra cerrado al tráfico durante los sábados, domingos y festivos para que patinadores, riders, tenistas ocasionales y cualquier deporte que pueda adaptarse a las condiciones de la calle, queden protegidos de los coches que recorren Madrid al otro lado del parque.

No hay límite de edad

 Lo especialmente llamativo una mañana de sábado en Camoens es la cantidad de familias que te encuentras practicando deporte sobre ruedas. Padres riders, sin bajarse de la tabla, vigilan con atención cómo sus hijos, luchando por mantener el equilibrio, derriban los conos de plástico situados en mitad de la cuesta principal.

Un lugar para mayores y pequeños

 Diego, uno de estos riders, asegura que no hay edad para este deporte. Le encanta la iniciativa de cerrar espacios de la capital con este fin y acudir con su hijo de seis años.

 El longboard está de moda, asegura Marcos, «pero lleva implantado en España muchos años. La moda es producto del marketing de las marcas del sector». A él le patrocina La Vida, una tienda de Alcalá de Henares al que les gustó su estilo sobre la tabla, «solo así se puede hacer algo grande de este deporte».

Cuando baja la luz y los puestos de libros echan el cierre, el mejor sitio para seguir sobre ruedas es la cuesta de Moyano, perpendicular al Paseo del Prado.

Marcos se siente afortunado de poder practicar longboard en una de las ciudades que más lo potencia. El pasado septiembre se celebró La Noche en Negro, una alternativa surgida tras el anuncio de que la cultural Noche en Blanco madrileña se celebraría bianualmente en vez de cada año.

Más de 600 riders surfearon las calles de Madrid.

Tags: , , ,

Texto por: Brenda Valverde Rubio

Ver los artículos de Brenda Valverde Rubio
«Que existe la vida y la identidad,que prosigue el poderoso drama y que tú puedes contribuir con un verso»

3 Respuestas to “El Parque del Oeste, sobre ruedas” Subscribe

  1. Fernando 27 enero, 2012 en 1:17 #

    Enhorabuena

  2. Fernando 27 enero, 2012 en 1:18 #

    Muy buen trabajo.

  3. Julián 27 enero, 2012 en 9:57 #

    ¡Qué periodista! Todo talento para contar historias que los propios madrileños desconocíamos. Felicidades.

Deja un comentario

San Cemento: el mayor macrobotellón universitario de Madrid

Miles de jóvenes y toneladas de residuos han vuelto a ser los protagonistas de la ya tradicional fiesta celebrada en Ciudad Universitaria

Cómo ser vegano fuera de Madrid y no llevar «una dieta de mierda»

Los restaurantes y bares que ofrecen este tipo de platos han crecido al igual que los potenciales consumidores. En la capital han pasado de ser 10 a 40 en tres años

Sandra Ibarra: «Hay vida durante el cáncer»

Ha superado esta enfermedad en dos ocasiones. Ahora, ha puesto en marcha la primera unidad para supervivientes en colaboración con el Hospital Universitario de Fuenlabrada

Las Carrozas de Azuqueca empiezan a fabricarse

El desfile que realizan las peñas públicas el tercer domingo del mes de septiembre ha sido declarado de interés turístico regional

Los asesores de Carmena y sus salarios al máximo: 81 eventuales y 4,71 millones en retribuciones anuales brutas

Desde 2015, el gasto total anual en este tipo de personal ha aumentado un 35%, habiendo meses con el mismo número de eventuales pero con incrementos salariales bimensuales y trimestrales

Miguel ya no dibuja papel moneda

Si quieres hablar con él, búscale en la biblioteca Miguel Hernández de Collado Villalba. Ahora solo lee allí, pero antes pintaba minuciosamente a mano y «boli» billetes de todo país y época