Bar Vader, un edén para «frikis»


Además de cervezas y perritos a 1,5 euros, el local de Getafe ofrece juegos de mesa, cómics y torneos de X-Wing
Personajes del videojuego Súper Mario decoran las paredes rojas del Bar Vader

Personajes del videojuego Súper Mario decoran las paredes rojas del Bar Vader Foto: R.R.W.

En el Bar Vader las cervezas comparten mesa con ducados, ninjas y héroes de las galaxias. Por el precio de lo que cuesta una bebida los clientes pueden disfrutar de un gran repertorio de juegos de mesa y cómics. Con la intención de crear un espacio ideal para sus amigos -ellos se conocieron jugando al World of Warcraft-, Diego y otros dos socios abrieron el pasado puente de diciembre este bar-ludoteca.

Para los que no conocen el barrio del Sector 3 de Getafe, el bar no es fácil de localizar. Puertas negras con finas letras blancas son la única señal de que has llegado al Bar Vader. Pero los vecinos conocen bien el «bar de toda la vida», cuenta Diego. Él mismo acostumbraba a ir a este local de la Plaza de las Estalactitas con sus amigos. Cuando surgió la oportunidad de darle su propio estilo al negocio, él y otros dos amigos decidieron lanzarse y pasar de sentarse sobre los taburetes a marcar el ritmo detrás de la barra.

En cuanto al nombre del establecimiento, una clara referencia al mítico antagonista de la saga cinematográfica Star Wars, Diego reconoce que la inspiración no fue suya ni de sus socios. Hablaron del bar en un foro y un usuario les sugirió el juego de palabras. «Nos hizo gracia y al final se quedó con ese nombre».

Sobre una de las paredes cuelga un póster de los protagonistas de la trilogía original de George Lucas. Acompañando a Luke Skywalker están otras figuras reconocibles de la cultura «friki»: el reparto de la serie americana The Big Bang Theory, el protagonista del videojuego Mario, y el personaje de manga Naruto, entre otros. Una máquina de pinball y una diana electrónica completan el escenario.

«Por ocho de oro compro la última provincia»

«Por ocho de oro compro la última provincia», proclama con convicción Víctor López. El joven de 24 años juega con un amigo al Dominion, un juego de mesa que se basa en formar en cada partida un mazo de cartas que valen por dinero con el que comprar tierras -ducados, provincias y fincas- y acciones. De fondo: «No, yo al de apuntar a 15 no, que me rallo». Otro grupo de jóvenes se anima a echar una partida de dardos. «Siempre igual. Tiene una suerte…», se queja López. Esta vez cayó ante su adversario pero pronto la idea de revancha ocupa su mente y vuelven a repartir las cartas.

Pese a que la mayoría de los juegos que se prestan son de los propietarios, Diego no teme que se dañen o que los roben. «Cubrimos las cartas con fundas pero, mientras se desgasten por el uso, no nos importa», afirma. El juego más popular entre los clientes es el Dixit, que consiste en describir una escena en base a una de las siete cartas que se reparten a cada jugador, pero también tienen el Catán, el Carcassonne y organizan torneos de X-Wing.

No todos los antiguos clientes del bar están conformes con la nueva imagen del local pero a Diego no le avergüenza identificarse con el término «friki». Reconocen que, de momento, no les va mal. Parece que la fuerza les acompaña.

 

Tags: , , , , , , , , , , , , , , , , ,

Texto por: Regina Rivera Webb

Ver los artículos de Regina Rivera Webb

2 Respuestas to “Bar Vader, un edén para «frikis»” Subscribe

  1. wingsio 28 junio, 2016 en 23:44 #

    play the best free game here wingsio

  2. Webhostingonedollar 11 abril, 2018 en 14:03 #

    My friend share your article So I read your article and then I got know your article is really good I really I would like to share your artilce with my friends. I expect People likes your article and give good feedback.

Deja un comentario

Hablemos de derechos humanos

El Ayuntamiento de Móstoles celebra el 70 Aniversario de la Declaración Universal de los Derechos Humanos con una semana cargada de actividades culturales

Lavapiés despierta con protestas contra el desahucio de Pepi Santiago

Gracias al apoyo de los vecinos, fue paralizado por quinta vez el desalojo de la señora de 65 años y sus dos hijas

«Los ángeles de la guarda existen»

De lunes a viernes, los voluntarios del comedor social La Casita de Fuenlabrada trabajan sin descanso durante toda la mañana para ofrecer un plato caliente a personas sin recursos

Una historia de la posguerra en la cárcel de Torrijos

La residencia de ancianos situada actualmente en Conde de Peñalver se convirtió en prisión tras el estallido de la Guerra Civil. Uno de sus inquilinos más ilustres fue el poeta Miguel Hernández, quien compuso en los cuatro meses que pasó en su interior el poema de «Nanas de la cebolla»

La «nueva poesía» desborda las redes sociales

Los versos de autores jóvenes se abren camino en estas plataformas donde pueden alzar la voz y mostrar sus letras

Ciudad Lineal cierra el año como uno de los distritos con menos inversión

A finales de octubre, el sector lideraba la cola en cuanto a gasto ejecutado por las distintas áreas municipales