Madrilánea

Los gofres, que son «la polla», se trasladan gracias al éxito

//

Se llaman «pollofres», son de gran tamaño y es lo único que venden en un nuevo local de Chueca, en Madrid. Un gofre con forma de pene que puedes personalizar a tu gusto con toppings de diferentes colores y sabores.

Los «pollofres» del nuevo local de Chueca, Madrid

Autores: Ana Delgado y Roberta Sebastiani

«Qué bien huele … ¿Es aquí donde hacen los gofres con forma de polla?», se oye preguntar a una señora a las más de 60 personas que hacen cola para entrar en La Pollería, en la calle Barbieri, desde las cuatro de la tarde hasta las once de la noche.

Su creador es Pedro Bauerbaum, un tinerfeño de 24 años que ha revolucionado el mundo de la repostería, y aunque ya regenta una heladería en el barrio de Malasaña, con la llegada del invierno quería diversificar el negocio. Pidió el catálogo a la fábrica China, a la que encarga los moldes para hacer los gofres y le llamó la atención las wafleras con forma de pene: «vaya con los chinos, esto en España no existe», pensó el canario al descubrir las diferentes propuestas que salían en las páginas. Y decidió jugársela. Fue así como nació la primera tienda en España que vende pollofres, dulces con forma de pene.

«Muy pronto, dentro de dos o tres días nos vamos a mudar a un local más grande, por aquí cerca». «Es un sueño hecho realidad», destaca Fran, quien asegura que los fines de semana la cola llega a superar la hora y media de espera, y donde entre risas nos comenta que podríamos ver coños pronto.

¿Por qué en Chueca?

Bueno … «Estás vendiendo pollas, si lo montas en la Castellana pues imagínate … Chueca es el barrio más abierto de Madrid y era la mejor opción». «La acogida ha sido increíble, no esperábamos algo así», comenta Fran — uno de los encargados —. «Se ha hecho viral muy rápido, sobre todo en Instagram: la gente empezó a hacer comentarios en nuestras publicaciones y a subir sus fotos nombrando al local». «Hay gente con muchos seguidores que lo ha compartido en sus redes, y eso nos ha beneficiado». Y es cierto, en dos semanas han superado los 13.000 seguidores.

Los gofres — de los que venden más de 500 al día — los elaboran con unas planchas que miden 17 centímetros, cuestan 3,80 euros más 0,50 si decides bañarlos en alguna de las cremas que ofrecen. Ahora tienen sirope de Nutella, chocolate negro, chocolate de fresa, vainilla de color azul, crema de Kinder Bueno y chocolate blanco, «el topping por excelencia».

0 comments Show discussion Hide discussion

Add a comment

More in Actualidad

More in Malasaña

Most popular

Most popular