Recoletos se tiñe de azul y amarillo contra la invasión de Ucrania por Rusia

Al menos 40.000 personas, tanto españolas como ucranianas, se manifestaron el domingo por la mañana en Madrid reclamando paz para Ucrania y apoyo de la OTAN al grito de ‘Putin asesino’

Manifestación de Ucranianos en Madrid | P.R.R.

Una llamada de acción pacífica de una comunidad desesperada que pide auxilio en pleno 2022. Apenas seis días después del comienzo de la invasión de Ucrania por Rusia, el pueblo ucraniano se lanzó a las calles madrileñas – y españolas – en gritos de auxilio y desesperación. La manifestación partió el domingo, 27 de febrero, a las 12:45 de la mañana, de la Plaza de Colón y congregó a alrededor de 40.000 personas según fuentes de la Delegación del Gobierno de Madrid. Las consignas y las voces, megáfono en mano, llenaron el silencio del domingo, bajando por el Paseo de Recoletos y recorriendo la calle hasta la Plaza de Cibeles.

Lo del domingo en Madrid fue histórico y multitudinario. Un verdadero “río humano”, tal y como exclamaban los allí presentes. Había manifestantes de todas las edades y nacionalidades. Desde inocentes niños con lacitos de colores y dibujos de “no a la guerra” hasta ancianos canosos, emigrantes ucranianos, que todavía tienen recién tatuado en la piel el agrio recuerdo de la URSS e incluso, de la Segunda Guerra Mundial. Muchos de los participantes portaron banderas ucranianas de distintos tamaños y multitud de carteles en español, inglés y, por supuesto, ucraniano. Entre las consignas de los manifestantes, mensajes como ‘No a la guerra’, ‘Ucrania libre’ o ‘Putin go to the hell’ para mostrar su solidaridad con el país.

No a la impasividad de la OTAN

Ciudadanos ucranianos con lágrimas en los ojos cantando el himno nacional de su país, carteles de ‘PAZ’, flores alzadas en señal de paz – rosas y girasoles – y aplausos masivos protagonizaron las casi dos horas durante las que se prolongó la concentración:

Con indignación e impotencia, 400 centenares de asistentes clamaron contra Vladímir Putin, a quien no se cansaron de tachar de ‘terrorista’, ‘asesino’ o ‘fascista’. Uno de los momentos más reseñables de la jornada fue la comparación del presidente ruso con uno de los mayores dictadores de la Historia, apodándole ‘Putler’. Cientos de ucranianos vestidos de azul y amarillo, los colores patrios, recorrieron consternados e impotentes el madrileño Paseo de Recoletos. Ese era el caso de Nataliya, una niña de ocho años, que portaba una pancarta en la que podía leerse: ‘EU, please, save my grandma’ (‘UE, por favor, salva a mi abuela’), cuya abuela se encuentra atrapada en la ciudad de Kramatorsk. Apenas tienen noticias de ella porque las comunicaciones cada vez son más complicadas.

La desesperación por huir de Ucrania ha generado tal caos y crisis humanitaria en las fronteras del país, que no faltaron gritos de socorro a las autoridades internacionales. Los allí presentes no dudaron en reprochar la inacción e impasividad de la Europa de los Veintisiete y la Organización del Tratado del Atlántico Norte (OTAN) al no tratarse Ucrania de una nación miembro de la Unión Europea. Prueba de ello fueron las pancartas y gritos de ‘¡Europa, escucha, esta es tu lucha!’, ‘Necesitamos sistemas de defensa antiaérea, ¡ya!’ o ‘Europa, cobardes, ¿dónde estáis?’.

Presencia de las autoridades

Al lado de los ucranianos, codo con codo, también había muchos españoles solidarizándose y protestando contra la guerra. La mañana había amanecido fría y nublada en la capital española, una circunstancia que no precisamente invitaba a salir a protestar por una invasión ocurrida a más de cuatro mil kilómetros de nuestras fronteras. De repente, salió el sol. De manera literal y no tan literal porque el fervor y la indignación de los ucranianos y del resto del pueblo madrileño resultaron más fuertes que el frío y las nubes. Cada vez era más personas las que llegaban a la Plaza de Colón. «Como español y como europeo, ¡estoy con vosotros!», gritaba desde fuera de la manifestación Mario, un señor mayor que portaba banderas de ambos países. A lo que el pueblo ucraniano no dudo en responder con un emotivo ‘¡Gracias, España!’. De igual modo, cabe destacar la asistencia de georgianos y búlgaros, vecinos de Ucrania. Bien es sabido que en Rusia es más difícil manifestarse contra esta guerra. Aun así, tampoco faltaron rusos ni bielorrusos, quienes quisieron solidarizarse con el pueblo ucraniano bajo el lema de ‘Putin ≠ Rusia’.

En la marcha también participó la vicealcaldesa de Madrid y portavoz de Ciudadanos en Madrid, Begoña Villacís, quien, megáfono en mano, recibió a los manifestantes a su llegada al Palacio de Telecomunicaciones – actual sede del Ayuntamiento de Madrid –. Como muestra de solidaridad para con el pueblo ucraniano, les aseguró que España no les va a dejar solos: ‘España está con vosotros. Aquí siempre tendréis un refugio». De igual modo, se encargó de resaltar el carácter modélico y pacifista de la concentración:

España entera se solidariza

Por último, los convocantes – entre ellos, la Asociación ‘Con Ucrania’ – instalaron puntos de información y recogida de alimentos, ropa, medicamentos y dinero para enviar ayuda tanto a la población como al Ejército a la salida del Teatro Fernando Fernán Gómez. Muestras de solidaridad y empatía a raudales fueron las protagonistas de esta iniciativa popular, durante la que llamó la atención la acción desinteresada de una mujer ucraniana que, sin mencionar apenas palabra, se sacó de la cartera un billete de 50 euros y prosiguió su camino. “Haced todo lo posible y más por ayudarles, por favor”, dijo con gesto serio.

La de Madrid no fue la única manifestación de este fin de semana. Miles de personas se manifestaron también en el resto de ciudades españolas contra la invasión de Ucrania por Rusia. Entre ellas: Barcelona, Logroño, País Vasco, Valladolid o Torrevieja – donde reside una de las mayores colonias de ciudadanos ucranianos de España –. Si bien, en Madrid, la concentración se trató sin duda alguna una de las más multitudinarias que se recuerda en la capital después de la pandemia. A la marcha del Paseo de Recoletos, se sumaron otras dos manifestaciones: una en Plaza de España, que reunió a más de mil personas y otra ante la Embajada de Rusia en Madrid, a la que acudieron personalidades como la exalcaldesa de Madrid, Manuela Carmena. Durante la semana anterior, docenas de ciudadanos también protestaron en la Puerta del Sol para expresar su rechazo a Moscú. Igualmente, a las protestas españolas se suman a las que se han ido sucediendo estos últimos días en otras capitales del mundo.

2 comentarios en «Recoletos se tiñe de azul y amarillo contra la invasión de Ucrania por Rusia»

  • el 18 marzo, 2022 a las 20:40
    Enlace permanente

    Enhorabuena Patricia Romero Revuelta por.tu artículo. Perdóname, pues te tenía un poco abandonada, ya sabes que me encantan tus artículos, sigo diciendo que según leo lo veo, eso es muy importante y tu al.escribir lo transmites. Continua en esta línea llevas el.periodismo recorriendo tus venas, tinta de la pasión y sentimiento que pones al escribir y que me transmites en mi sentir.
    Continua tu camino, llegarás muy alto.
    Fernando

    Respuesta
  • el 22 marzo, 2022 a las 03:27
    Enlace permanente

    ia6ef7g

    Respuesta

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *