Abandono del Conservatorio Rodolfo Halffter: «Esperemos que no ocurra nunca una desgracia»


Padres y alumnos del centro situado en Móstoles denuncian la «falta de mantenimiento» del edificio que el pasado lunes provocó la caída de un falso techo
Imagen del agujero tras la caída del techo falso. Foto: Alumno del Conservatorio.

Imagen del agujero tras la caída del techo falso. Foto: Alumno del Conservatorio.

«Me enteré de la caída del falso techo a través del grupo del AMPA (Asociación de Madres, Padres y Alumnos). Uno de los miembros hizo una fotografía de lo sucedido y nos la envió», cuenta Victoria Jiménez, secretaria de la misma, a Madrilánea.

Este último percance, que tuvo lugar delante de una de las salidas de emergencia del Conservatorio de música, ha propiciado las protestas por el estado del centro, cuyo mantenimiento está siendo «abandonado» por parte de la empresa encargada del cuidado de todos los edificios municipales de la localidad. «Nos pusimos en contacto inmediato con el Ayuntamiento diciendo que esto era inconcebible», explica Jiménez. Aunque esa misma tarde enviaron a dos técnicos desde el consistorio para valorar lo que estaba ocurriendo y buscar una solución, la estructura de salida especial para emergencias estuvo inutilizable un total de tres días.

Imagen del techo caído delante de la salida de emergencia. Foto: Alumno del Conservatorio.

Imagen del techo caído delante de la salida de emergencia. Foto: Alumno del Conservatorio.

«Y esperemos que no ocurra nunca una desgracia. Porque si este techo se hubiese caído encima de la cabeza de algún alumno, pues estaríamos hablando en otros términos, todos apesadumbrados y quejándose», apostilla.

No corren buenos tiempos para la música en Móstoles y la caída del techo es solo una de las muchas pruebas de ello. Los alumnos, padres y profesores hacen frente cada día a problemas de todo tipo en el edificio: falta de agua potable en los baños, bidones de agua –como solución– a los que les faltan vasos para su correcto empleo y previos desprendimientos de techo en los sanitarios a los que se suman las habituales averías en los dos ascensores que permiten acceder a las plantas superiores del centro.

Los impedimentos relacionados con la infraestructura de cosas como mesas y asientos también se suman a esta amplia lista de obstáculos en el deseo de aprender y de educar. «Ahora mismo el AMPA está buscando sillas con pala a través de Wallapop porque los alumnos en algunas clases están apoyándose en sus propias carpetas al no tener  lugar donde hacerlo», relata.

Falta de presupuesto y de mantenimiento

El Conservatorio Municipal Rodolfo Halffter de Móstoles se creó en el año 1986 como conservatorio de Grado Elemental. Nueve años más tarde, la Comunidad de Madrid otorgó una autorización a la institución para impartir las enseñanzas de  Grado Medio a los alumnos matriculados en dicho conservatorio.

No fue hasta 1998 cuando una nueva autorización permitió el acceso de cualquier estudiante de música, con la previa superación de las respectivas pruebas de selección.

Gracias a un Convenio suscrito con la Comunidad de Madrid (CAM) en junio de 2002, se crea –y consolida– de forma definitiva como Conservatorio de Grado Medio, nivel que acabaría alcanzado el adjetivo de Grado Profesional varios años después.

Tras años de clases, conciertos y alumnos recorriendo sus pasillos, en 2009 la institución se topó de bruces con un grave problema: la asignación económica presupuestada por el Gobierno Regional, que en un principio ascendía a un total de 1.840.000 euros, se redujo hasta alcanzar los 600.000 en el 2017 tras varios recortes.

«Este último recorte presupuestario impediría el mantenimiento de las instalaciones y de los equipos e instrumentos necesarios para la formación musical de Grado Profesional, que es la finalidad del centro», escribieron en un Comunicado los padres de los alumnos ante esta nueva reducción. Tiempo después, concretamente en los últimos cinco años, los miedos que plasmaron en un mensaje se hicieron realidad.

Al preguntar a Jiménez si considera que todo lo que está ocurriendo desde el año 2017 es una derivación de lo que ya temían por aquel entonces, reconoce que solo  en parte. Confiesa a Madrilánea que lo sucedido es un problema que tiene el ayuntamiento desde hace tiempo con la empresa que da el servicio de mantenimiento al Conservatorio y a los demás edificios públicos. «Entonces, ¿es un problema de recortes? Pues a lo mejor si el consistorio recibiera algo más de dinero de la Comunidad, igual se animaba a contratar a otra empresa que le ofreciera mejores prestaciones. Esto, en definitiva, es un problema entre las partes administrativas, la Comunidad de Madrid y el ayuntamiento».

Hay motivos para no «abandonar» el Conservatorio

Con alrededor de 480 alumnos de Móstoles y del resto de la región formándose –y componiendo– en sus aulas, el Conservatorio fue galardonado con el premio al Mejor Proyecto Educativo en la segunda edición de los Premios Excelentia a la Cultura 2016. Esta distinción reconoció su trayectoria y lo situó como uno de los proyectos culturales más destacados en el ámbito de la música y la cultura del momento.

Conservatorio de música Rodolfo Halffter de Móstoles. Foto: Ayto. de Móstoles

Conservatorio de música Rodolfo Halffter de Móstoles. Foto: Ayto. de Móstoles

Y no es esta la única condecoración que recibido esta conocida institución del municipio. La profesora de violín, María Dolores Encina Guzmán, fue reconocida como uno de los diez mejores docentes del 2018 en nuestro país, según la clasificación de finalistas que se hizo pública dentro de los II Premios Educa Abanca. La Orquesta de Cuerda, dirigida por ella, también obtuvo el Premio de Oro en el Festival Internacional de Arte Juvenil 2014 organizado por la Asociación España-Asia Asociación de Promoción Económica-Cultural (EAAPEC). «Motivos y muestras más que de sobra», en palabras de algunos de los padres de alumnos, «para que el Conservatorio Rodolfo Halffter reciba el servicio que ya debería recibir».

«Nuestro deseo es que desde todas las administraciones públicas los aspectos educativos y culturales tengan máxima prioridad para seguir adelante», pide Jiménez. «Lo que no queremos es que se eche la vista al lado cuando ocurren este tipo de problemas y que se busquen soluciones rápidas».

Tags: , , , , , , ,

Texto por: Cynthia Falcón

Ver los artículos de Cynthia Falcón

Sin comentarios.

Deja un comentario

San Cemento: el mayor macrobotellón universitario de Madrid

Miles de jóvenes y toneladas de residuos han vuelto a ser los protagonistas de la ya tradicional fiesta celebrada en Ciudad Universitaria

Cómo ser vegano fuera de Madrid y no llevar «una dieta de mierda»

Los restaurantes y bares que ofrecen este tipo de platos han crecido al igual que los potenciales consumidores. En la capital han pasado de ser 10 a 40 en tres años

Sandra Ibarra: «Hay vida durante el cáncer»

Ha superado esta enfermedad en dos ocasiones. Ahora, ha puesto en marcha la primera unidad para supervivientes en colaboración con el Hospital Universitario de Fuenlabrada

Las Carrozas de Azuqueca empiezan a fabricarse

El desfile que realizan las peñas públicas el tercer domingo del mes de septiembre ha sido declarado de interés turístico regional

Los asesores de Carmena y sus salarios al máximo: 81 eventuales y 4,71 millones en retribuciones anuales brutas

Desde 2015, el gasto total anual en este tipo de personal ha aumentado un 35%, habiendo meses con el mismo número de eventuales pero con incrementos salariales bimensuales y trimestrales

Miguel ya no dibuja papel moneda

Si quieres hablar con él, búscale en la biblioteca Miguel Hernández de Collado Villalba. Ahora solo lee allí, pero antes pintaba minuciosamente a mano y «boli» billetes de todo país y época